The Better Bus Network: Service changes begin December 10th
Jump to Route
Select a route and go directly to the Map & Schedule

La demolición del edificio de Fort Ord, cada vez más próxima

A finales de 2021, MST gestionó la retirada de varias estructuras en el antiguo recinto del Fort Ord. Las obras eliminaron riesgos medioambientales y allanaron el camino a nuevas oportunidades.

¿Por qué ahora?

MST y la agencia de transporte Transportation Agency for Monterey (TAMC, por sus siglas en inglés) son algunas de las agencias y jurisdicciones locales que recibieron propiedades durante el proceso de desmantelamiento de Fort Ord. Antes de su cierre en 2020, la autoridad encargada de la reutilización del espacio y los edificios del Fort Ord emitió bonos para financiar la eliminación de antiguos edificios militares deteriorados en algunas de esas propiedades. Esa operación incluyó un par de parcelas contiguas a MST y TAMC situadas a lo largo de una antigua línea ferroviaria en la ciudad de Marina.

A través de un acuerdo de financiamiento compartido con TAMC, MST dirigió el derribo de edificios en las propiedades vecinas. Las cuadrillas derribaron una antigua panadería, unas instalaciones de almacenamiento en frío, almacenes y otras estructuras abandonadas.

Actividades futuras

TAMC está explorando opciones de desarrollo de uso mixto orientadas al transporte colectivo para su antigua propiedad en Fort Ord. Si el proyecto sigue adelante, MST podría prestar su apoyo llevando líneas de autobús a su parcela contigua.

Cuestiones medioambientales

  • Antes de la demolición de los edificios, el asbesto (amianto) y la pintura con base de plomo fueron eliminados por equipos medioambientales con la debida capacitación.
  • Estos equipos reciclaron el 95 % del material no peligroso que se extrajo de las estructuras.
  • MST contrató a un apicultor para reubicar una colonia de abejas hallada en el edificio de MST.

Hallazgos inesperados

Una antigua estructura militar contenía 16 pulgadas de corcho natural entre dos capas de hormigón de ocho pulgadas. Los materiales servían de aislamiento para las cámaras frigoríficas, que probablemente hubieran servido también como refugio antinuclear para las personas que utilizaban el edificio.

“El proyecto de demolición de Fort Ord tiene un impacto sutil, pero significativo. El desmantelamiento de esos edificios en estado ruinoso supone la eliminación de asbesto (amianto) y pintura con base de plomo presentes en la zona y a la vez mejora significativamente el paisaje que ven los viajeros de la autopista y de la ciclo vía adyacente”.
– Lisa Rheinheimer, Subgerente General de MST